Concurso Grupo Vertical

Centro del Progreso

El concepto primario del Centro del Progreso es el de generar un conjunto de uso mixto de alta calidad e importancia. Los requerimientos de uso mixto permiten una vitalidad, seguridad y sinergia que beneficia los inquilinos, visitantes y oficinistas a la par. A nivel formal, la magnitud de la intervención arquitectónica es tal que el impacto visual y urbano puede generar un centro de gran trascendencia e importancia para la Ciudad de Guatemala.

El objetivo principal es lograr un diseño que sintetice la trayectoria histórica de la industria del cemento en Guatemala, de la presencia de un grupo, de una familia, que a lo largo de más de 100 años ha logrado plasmar una visión a nivel nacional e internacional.

Aportación

El Centro del Progreso logra en su concepción morfológica y espacial manifestar las distintas destinaciones de uso en forma radicalmente innovadora. El Centro Corporativo, con sus dos torres en abierto y directo diálogo con las torres del Géminis 10 establece la pauta al reconocimiento del valor contextual, marca las dinámicas de las visuales, de los corredores, forma urbe al construir sobre lo construido. Las funciones distintas del programa son reconocidas y reconocibles: trabajar, habitar y recrear. Incluso las funciones
de circulación a nivel peatonal y vehicular fueron analizadas y sintetizadas de la forma más clara.

Concreto expuesto fotocatalítico utilizado para estructurar, abrigar, definir y deleitar. Los edificios corporativos y residenciales logrados partiendo de la sinceridad tectónica y con la firme intención de un estricto diálogo con el medio ambiente en función de sus componentes de confort, ahorro energético y sostenibilidad.

Innovación, creatividad y originalidad en el uso del concreto

Será innegable la innovación del Centro del Progreso con la utilización del concreto fotocatalítico. La utilización de formaletas tipo Doka es investigado y resuelto añadiendo al sistema y al método. Las perforaciones rítmicas que el sistema obliga a tener son celebradas y exaltadas, con la intención de añadir una componente poética a la tecnológica. Los agujeros presentes en las superficies desencofradas de concreto, se tornan puntos texturizantes, verdaderos destellos de luz diurna/nocturna, al ser sellados ya no con mezcla, como se acostumbra, sino con acrílico transparente para transmitir la luz. Con esta simple operación se le da al concreto una nueva personificación minimal y a su vez contemporánea.

Organización, productividad y economía

Por el conocimiento de los organizadores del concurso, el proyecto es viable económicamente en base a los requerimientos de áreas solicitados. De esta cuenta, una clave del proyecto, la compone el aspecto de ahorro energético que ha sido determinante en alimentar el entero proceso de diseño y los incentivos alcanzables.

Calidad y desempeño

El diseño del Centro del Progreso encamina a que el proyecto construido cumpla con todos los requisitos de calidad y desempeño premiados por su excelencia. En el diseño se cumplen los parámetros internacionales de seguridad en edificios (salidas de emergencia, etc). Se cuenta con expertos de alto nivel en todos los aspectos técnicos. Se hace énfasis a las estructuras por el alto riesgo sísmico del país y también en la seguridad en el funcionamiento y operación del complejo. El concreto fotocatalítico, además de su aporte al medio ambiente, es autolimpiable, lo que segura su durabilidad. Durante el proceso de diseño se tuvo siempre en mente la optimización y la eficiencia de los materiales y métodos de construcción como fuerza tectónica y estética del proyecto. También de lograr una reducción considerable en el los costos de operación y mantenimiento, sin perder nunca de vista que es un edificio de y para seres humanos que produzca una vibrante vida urbana.